;

lunes, 12 de abril de 2010

CAPITULO I, REFLEXIÓN DESDE LA IZQUIERDA (Nota de prensa de Izquierda Unida)

Hay que imponer un plan de lucha para derrotar el sistema implantado por PSOE y PP.
...
El giro del gobierno puede provocar la ruptura de la “santa alianza” (patronal, burocracia y gobierno) contra los trabajadores, que viene manteniendo una paz social criminal desde que se desató la crisis. La burocracia no quiere terminar completamente alienada de su base, por ello se opuso al “pensionazo” y convocó movilizaciones para final de febrero (las primeras contra Zapatero). Si la “extrema dureza” del gobierno obliga a la burocracia a llamar a la lucha se puede iniciar una dinámica que exprese el malestar social latente que pueda terminar escapando de su control.

Surge la necesidad de emprender una campaña unitaria de todos aquellos (izquierda sindical, delegados y comités de empresa combativos) que se oponen a la política pasiva de los sindicatos acomodados en el sistema capitalista, que denuncie su política de paz social, y al mismo tiempo exija y milite para imponerles un plan de lucha y la huelga general. En estos momentos es imprescindible construir un polo combativo en el movimiento obrero que luche por romper la paz social y para que las movilizaciones no sean desviadas o traicionadas por los burócratas, y que esté anclado en los centros de trabajo, promoviendo asambleas, paros y manifestaciones.

Sólo con el desarrollo de un movimiento obrero combativo y de base podremos superar el corsé de la burocracia sindical y su política, y derrotar los planes de Zapatero. Sólo venciendo los planes del gobierno y la patronal podremos imponer una salida obrera al paro de masas, que pase por el reparto de las horas de trabajo entre todos aquellos que quieran trabajar, sin merma alguna en el salario.

Corren tiempos, donde la incertidumbre actual debe dar paso a la claridad y lucidez, pues resulta que: Los ricos ganan un 27% más en año de recesión. No hay crisis para las grandes fortunas. Las principales fortunas españolas se olvidan de la crisis y atesoran 6.800 millones más que en 2008, mientras fueron estos los que nos llevaron a tal situación.

Es inconcebible que quieran llevar la jubilación a los 67 años, es lamentable que en España, no exista una ley electoral justa, como así lo requiere nuestra constitución del 78. Hace semanas fue rechazada la propuesta para dar un cambio de cara a la ley electoral, ¿por quienes?, por quienes practican el bipartidismo sin olvidarnos de los grupos nacionalistas. Tanto PP, PSOE y aliados, demostraron una vez más, que esta es la España de políticas anticonstitucionales, de políticas de la privatización, de políticas del fraude. No podemos permitir que hagan un negocio de los servicios básicos y funcionales de la ciudadanía de base. Es hora de salir a reclamar lo que nos pertenece, ¿como?: Manifestándonos, involucrándonos en conjunto, concienciándonos políticamente y así hacer frente a esta caterva de oportunistas e vividores de la política.
Salud y república.
Gabriel Meléndez.
Google
;