;

domingo, 28 de septiembre de 2014

COMO UN JARRO DE AGUA FRIA HA CAIDO EN LOS REGANTES LAS DECLARACIONES DEL DELEGADO TERRITORIAL DE MEDIO AMBIENTE

     
COMO un jarro de agua fría, y nunca mejor dicho, han caído en los hombros de los regantes del Guadiaro las declaraciones a la Cadena SER del Delegado Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, Federico Fernández.
 
Los agricultores manifestamos abiertamente que, frente a las palabras vacías del Delegado donde se nos responsabiliza del retraso en la firma del Convenio por incumplimiento en hacer frente al inesperado y sorpresivo 2% a abonar concepto de gestión de las obras, tenemos pruebas de que estamos cumpliendo los compromisos adquiridos el 6 de febrero en la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía; reunión en la que junto al Viceconsejero de Medio Ambiente, la Directora General de Infraestructuras, el Presidente y el Director General de la entidad estatal SEIASA, asumimos el 10 por ciento (3.000.000 euros) del total de las obras de modernización del regadío en la zona de Guadiaro.....
Posteriormente se exigió a los regantes un dos por ciento más (400.000 euros a San Martín y 200.000 euros a San Pablo), cantidades que los regantes han tenido que asumir ante la negativa de la Junta en hacerse cargo con los fondos del trasvase, por ello, se firmó el correspondiente préstamo e importante esfuerzo económico respectivamente para cubrir su valor.

Las pruebas verifican que los regantes tenemos los deberes hechos; ahora habrá que comprobar si la Junta de Andalucía tiene la voluntad de poner los 6 millones de euros de los fondos del trasvase que comprometió para que se llevara adelante la modernización y sin los cuales los Fondos FEDER, otorgados por Bruselas para el mismo fin, están bloqueados.

Andalucía no puede permitirse el lujo de perder unos fondos por cuestiones políticas que vienen a revitalizar a todo el valle del Guadiaro, generando mano de obra, dando mayor productividad, rendimiento a las tierras y optimizando los recursos hídricos. Esta es una buena oportunidad de dejar a un lado los dimes y diretes, y apoyar a los agricultores que queremos trabajar y dar trabajo, que hemos cumplido con nuestra palabra y que necesitamos que la Junta de Andalucía, en vez de echarnos jarros de agua fría, se moje por los administrados y asuma su parte.
 
.
Google
;